Decía Mafalda que todo lo bueno de la vida despeina. Viajar, también.

Ruta  por el Canal de Cabarrús con niños

Ruta por el Canal de Cabarrús con niños

0 Comentarios

Ideal para todo tipo de amantes del senderismo, la ruta del Canal de Cabarrús no presenta grandes desniveles ni tramos difíciles. Nosotros aprovechamos para recorrer uno de sus tramos principales en una de nuestras estancias en Patones.

Historia del Canal de Cabarrús

El canal de Cabarrús es una estructura hidráulica de finales del siglo XVIII construida por el Conde de Cabarrús. El canal contaba con 6 puentes, 3 acueductos, 8 casas de guardia, acequias y otras construcciones a lo largo de sus casi 13 kilómetros.

En 1798, cuando las obras del canal estaban aún inconclusas, el conde Cabarrús, partió para Holanda en una misión diplomática y se dio el canal por terminado. Años después, coincidiendo con la Guerra de la Independencia, Cabarrús se aliaría con el rey José Bonaparte y moriría en Sevilla en 1810.

Su canal seguiría operativo hasta 1822, año en que dejó de utilizarse en favor de los extensos cultivos de secano propios de la meseta castellana. En 1880 lo que quedaba de las instalaciones fue comprado por el Canal de Isabel II, en cuyas manos sigue en la actualidad.

A mediados del Siglo XIX comienza la construcción del Canal de Isabel II para el abastecimiento de agua a la ciudad de Madrid. Entonces comenzaron a aparecer los primeros problemas para el riego. En 1852 se destruyó la presa que aportaba agua al canal de Cabarrús para construir lo que es, hoy en día, la Presa del Pontón de la Oliva.

El canal prácticamente se  abandonó salvo poco más de un kilómetro de acequia que aun se sigue utilizando por los vecinos de Patones para regar las huertas.

La ruta del Canal de Cabarrús

La ruta del Canal de Cabarrús es circular y pasa por dos poblaciones: Torremocha del Jarama y Torrelaguna. Es una ruta sencilla y sin grandes desniveles de unos 14 km aproximadamente.

El punto de partida es Torremocha del Jarama, junto a la Parroquia de San Pedro Apóstol. El camino tras salir del pueblo se interna en los campos de cereales y tras desembocar en la carretera M-102, continuamos por ella hasta llegar a Torrelaguna, cuyo casco histórico esta declarado Monumento Histórico-Artístico.

Plaza mayor torrelaguna
Torrelaguna

Salimos de Torrelaguna por el camino de las Lomillas Bajas que nos conducirá hasta casi la orilla del río Jarama. Por el camino Atravesamos el Canal de la Parra  hasta llegar a las ruinas de la ermita de Santa María de la Cabeza.

A partir de la Ermita, giramos a la izquierda, por un ancho camino de tierra que nos conducirá hasta Torremocha, dejando a nuestra derecha el curso del río Jarama. Por todo este trayecto, podremos observar en el lado izquierdo las ruinas de distintas Casas de Guardas que vigilaban el Canal de Cabarrús. Más adelante, podremos ver una casona grande a la derecha del camino, la Casa de los Oficios, residencia del Conde en el s. XVIII.

El enlace a la ruta en Wikiloc

Si no se quiere realizar la ruta entera, se puede realizar este tramo que no pasa por ninguna carretera como hicimos nosotros, caminando a la vera del río y luego volver en vez de hacer todo el círculo. Si vais con niños más pequeños es una buena opción y el paisaje sigue siendo muy interesante y bonito, pudiendo ir los niños más a su aire sin peligro.

Recorriendo parte de la ruta del Canal de Cabarrús

Qué ver en la zona

Además de los dos pueblos ya mencionados en la ruta, en las cercanías se encuentran muchos pueblos interesantes de la Sierra Norte de Madrid como Patones de Arriba, Buitrago de Lozoya, Paredes de Buitrago… En toda la zona hay rutas de senderismo de varios niveles de dificultad en parajes preciosos.

Los pueblos en si mismo ya son muy interesantes de conocer y pasear, además en Torremocha del Jarama podéis visitar el Centro Artesanal Torrearte. Un espacio de referencia empresarial en la Sierra Norte. En este centro se desarrollan los proyectos de jóvenes emprendedores y artesanos/as de largo recorrido. Tanto su artesanía como los productos gastronómicos merecen la pena una parada en vuestra visita.

Cerca pero ya en Castilla la Mancha, se encuentra el pueblo de Uceda, que podéis divisar desde la ruta.

Uceda

Consejos prácticos

La ruta es sencilla pero eso no deja que tengamos que seguir las recomendaciones habituales en cualquier ruta. Un buen calzado, protección solar (gorra y crema) e imprescindible llevar agua ya que no hay fuentes por el camino y si hacéis la ruta en época de calor necesitaréis y bastante. Por supuesto, nada de dejar basura en el entorno, una bolsa de plástico y a tirar los residuos cuando lleguéis a alguno de los pueblos.

Si decidís hacerla en época de calor, recomendable madrugar mucho o hacerla a última hora de la tarde (eso hicimos nosotros) cuando el sol ha perdido más fuerza, ya que la ruta es a pleno sol y solo hay ciertos tramos con sombra.

Al hacer la ruta completa, precaución en la zona de la carretera. No perdáis la oportunidad si tenéis tiempo de conocer las dos poblaciones que atraviesan y probar algo de la gastronomía de la zona o una buena cerveza artesanal de la zona también.

Si bien no hay grandes desniveles, recomendamos porteo y no carrito.

Esperamos que la hayáis disfrutado tanto como nosotros.

selfie familiar en uno de los puentes de la ruta


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Sonia Morejón.
  • Finalidad  Moderar los comentarios.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  https://livire.es/.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.